Open/Close Menu Cirugía Plástica - Medicina Estética

Muchas mujeres a partir de los 40 años (menos frecuente en los hombres) ya nos les agrada ponerse musculosas o vestidos sin mangas, debido a la flaccidez en sus brazos. La poca tonicidad de las extremidades superiores hace que se vean colgajos en la parte interna de los mismos, causando un verdadero complejo estético.

Existen muchas causas por las cuales se presenta este problema, sin embrago la incidencia en la aplicación e esta cirugía puede estar asociada a que muchas personas se están sometiendo a cirugías bariátricas en las que se reduce de peso drásticamente, haciendo que la piel pierda elasticidad al no rellenar los espacios que antes abordaba.

Cuando el problema de flaccidez en los brazos en muy pronunciado, da la apariencia de aletas debajo de los mismos. En estos casos la única solución disponible es la opción quirúrgica. Dependiendo de la cantidad de exceso de piel del paciente, se puede realizar dos técnicas: la braquioplastia, conocida como ‘lifting de brazos’, o la liposucción.

La braquioplastia consiste en eliminar mediante iniciaciones el exceso de piel y tejido graso. Es una técnica invasiva y está indicada para retirar grandes cantidades de piel y resulta en cicatrices largas.

La liposucción elimina el contenido adiposo mediante una pequeña incisión introduciendo una delgada cánula que despega la grasa de la piel a la vez que la aspira.

Mediante la evaluación medica el cirujano escogerá el procedimiento más adecuado para cada paciente para así deshacerse de la piel y la grasa sobrante de los brazos para luego lucirlos sin ningún complejo.

Lee También:  ¿Para qué se usa el injerto de grasa corporal?
Escribe un comentario:

*

Tu dirección de e-mail no será publicada ni compartida.

2015 - 2018 © Copyright - La Silueta. Todos los Derechos Reservados