Es un tratamiento de radiofrecuencia bipolar, ablativa y fraccionada que genera un daño térmico controlado, a través de un aplicador de 64 contactos, dando como resultado una gran remodelación del colágeno en la piel. Este tratamiento es utilizado para la flaccidez y rejuvenecimiento general de la cara, cuello, escote y dorso de mano y mas específicamente para las cicatrices de acné, quemaduras, estrías, líneas finas, arrugas perioculares y flaccidez de párpados.

Generalmente se hace una sola sesión con una duración del efecto de 9 meses, pero en pieles muy dañadas o con muchas flaccidez, se recomienda realizar hasta 3 sesiones, una por un mes. Los resultados se empiezan a ver a partir de la semana y siguen mejorando hasta el mes después de realizado el tratamiento.

Si bien luego de unos minutos de realizado se siente mucho calor y enrojecimiento, la piel se recupera en el correr de las siguientes 48 horas, pudiendo quedar alguna costra dispersa. Como resultado verás un aspecto más natural, con mayor firmeza, brillo, tensión y humectación de la piel.

 

 

Si tienes alguna duda o requieres mayor información, por favor envianos tu consulta: