Open/Close Menu Cirugía Plástica - Medicina Estética

Las culturas cuando traspasan fronteras pueden marcar tendencias, y en el caso de las mujeres orientales, su belleza natural ha atraído a millones de personas alrededor del mundo, ya sea por sus rostros serenos de facciones suaves, piel transparente y cabello brillante que refleja la luz.

Existen algunos secretos sobre las mujeres asiáticas que pueden ser recomendados tanto como tips de belleza como de cuidados en general. La piel de las orientales no es igual que la de una mujer occidental, por lo que sus productos de belleza están formulados para combatir sus problemas.

La mayoría de estos trucos los puede hacer cualquier mujer desde su casa, con productos naturales fáciles de conseguir y de utilizar. Solo basta con dedicación y constancia, para mejorar el aspecto físico y sentirse mejor.

Una de estas recomendaciones son los baños turcos, donde el cuerpo elimina toxinas, los poros se abren con el vapor y reciben mejor los tratamientos. Con jabón negro consiguen una limpieza en profundidad y a la vez exfolian la piel, dejándola lista para la aplicación de mascarillas que absorbe todas las impurezas.

Se recomienda también hidratar el cuerpo con aceites vegetales como el de naranja o jazmín, con lo que consiguen una piel de seda y con un delicioso aroma.

Para el rostro lo mejor es una mascarilla de miel, con propiedades hidratantes y anti oxidantes. Una técnica es el de mezclar con un poco de zumo de limón para lograr una limpieza purificante. Y para el cabello, aceite de argán, que lo hidrata, alisa y lo nutre, desenredándolo y llenándolo de ese brillo tan especial.

Otro secreto es el uso de agua de arroz simple como un toner de piel. Para esto, se empapa un poco de arroz sin pulir en agua hasta que ésta comienza a verse lechosa. Luego se debe aplicar el agua a la cara con un poco de algodón. Si se mantiene el agua de arroz en un refrigerador, tendrá una duración de al menos cuatro días.

Es conocido también que parte de la rutina de belleza de las mujeres orientales se debe a que cepillan su rostro con un cepillo seco para mantener la piel bien tonificada. Este cepillado promueve un mejor flujo de sangre a la piel, además de ser más receptiva a las lociones y sueros que se aplican después del cepillado.

El aceite de nuez de la camelia es aquel que se encuentra siendo utilizado en muchos países asiáticos en referencia a la belleza. Se cosecha de las nueces del arbusto Camellia, conocido por su hermosa flor. Se utiliza tanto para los tratamientos de la piel y del pelo. Luego de usarse sobre la piel, absorbe muy fácilmente, ya que es muy similar en composición a otros países en aceites naturales. También se dijo que era para promover el crecimiento del cabello.

En el mundo occidental generalmente las mujeres tienden a pensar en un spa como regalo, pero para las asiáticas, lo ven directamente como una parte regular en su cultura, siendo grandes proyectos de la reflexología.

Otra característica que los tratamientos de belleza orientales se basan en productos naturales.  De hecho, es difícil encontrar listas de productos químicos.

Write a comment:

*

Your email address will not be published.

2015 - 2020 © Copyright - La Silueta. Todos los Derechos Reservados